De como Ratzinger apuntillo el celibato sacerdotal

Produce gran hartura todo el discurso contra Bergoglio que sirve para exaltar a sus antecesores (el santito de Ratzinger o el pedazo santo de Wojtyla) cuando todos ellos defendieron la misma apostasía: la del Vaticano II.

Y un ejemplo es lo del sínodo amazónico y el Celibato. Y es que escuchando a los Linea media es como si Bergoglio fuera el que ha empezado a atacar el celibato, y eso es mentira. El primero en atacar y poner los cimientos de su demolición fue el apostata Ratzinger. Por eso noticias como esta dan cierto asco:
Los discípulos de Ratzinger salen en defensa del celibato eclesiástico

Pastores casados y con hijos, ordenados curas católicos, gracias a Ratzinger.

Y damos algunos datos al respecto:

1º) En 1970, Ratzinger fue una de los firmantes de un importante documento dedicado a cuestionar el Celibato y que firmaban otros teólogos destacados del Vaticano II como el mismo Rahner.

http://www.rtve.es/noticias/20110128/benedicto-xvi-tuvo-dudas-sobre-su-celibato-cuando-era-joven-teologo/399058.shtml

2º) Y ya papa Ratzinger, Peter Seewald, en su libro-entrevista con Benedicto XVI “La sal de la Tierra”, reseña varias respuestas de Ratzinger en las que relativiza fuertemente el celibato sacerdotal hasta el punto de convertirlo en mera tradición eclesiástica. Con afirmaciones como la siguiente:

PREGUNTA: Por otra parte, no es un dogma. ¿El problema se debatirá algún día en el sentido de elegir una forma de vida de celibato o no-celibato?”

BENEDICTI XVI: En efecto, no es un dogma. Es una costumbre de vida que, desde muy temprano, se fue formando en el interior de la Iglesia por muy buenas razones bíblicas. (…) No es un dogma, es una costumbre de vida que creció en el seno de la Iglesia y que, naturalmente, lleva consigo el riesgo de que haya caídas. Si se apunta tan alto, puede haber caídas.

“Yo creo que lo que la gente de ahora tiene contra el celibato es que ven a muchos sacerdotes que, en efecto, en su interior no están muy de acuerdo, y entonces lo viven hipócritamente, mal, o no lo viven en absoluto, o lo viven angustiados, y dicen que…” [Ni primicia, ni batacazo: Benedicto XVI explicó que “celibato no es un dogma” ]
3º) Pero, sobre todo el golpe de gracia contra el celibato sacerdotal se contiene en la aberrante Constitución Apostólica “Anglicanorum Coetibus” (2009), sobre la creación de Ordinariatos Personales para anglicanos, creados para acoger a los grupos de anglicanos que se pasaban a la Iglesia católica pero sin renunciar a ninguno de sus usos y costumbres:
Anglicanorum Coetibus

Este documento es uno de los más escandalosos publicados por la Secta del Vaticano II desde la publicación del Nuevo Misal, y convierte los sacramentos y la liturgia de la secta anglicana, por arte de magia, en completamente válidos y legítimos. Y de hecho convierte a los falsos sacerdotes anglicanos (casados y con hijos) en presbíteros de la Iglesia católica, sin siquiera reordenación, y de nuevo por arte de magia, nunca mejor dicho.

Tres mil anglicanos, sin renunciar a prácticamente nada de sus creencia, y con sus pseudo-sacerdotes admitidos como si fueran ordenados de la iglesia de Ratzinger, sus mujeres e hijas.

Y la cuestión planteada es que si a los anglicanos reintegrados se les permite sacerdotes con familia, ¿Por qué al resto no se les va a permitir?

En el siguiente artículo es clarificador del ambientillo que creo Ratzinger con su medida (por supuesto óbviese la necia afirmación del artículo de que “El celibato de los sacerdotes católicos de rito latino fue establecido en el año 1139, durante el segundo Concilio de Letrán”):
La polémica del celibato está servida

Pero claro una vez creada una excepción, por qué no dos, o tres, o cuatro… El obispo de Tenerife ordena sacerdote a un pastor anglicano casado y con dos hijas

El neo-sacerdote Gliwitzki (a la derecha), junto a su esposa, hijas, yerno y nieta, y el obispo de Tenerife.
Seguir leyendo